Inblauk - Wild Way

CD
InBlauK, artista de origen salmantino da su primer concierto en julio de 2009, desde entonces ha realizado más de 30 actuaciones...
En Stock.
Ref. 335733
4,99
Inblauk - Wild Way
InBlauK, artista de origen salmantino da su primer concierto en julio de 2009, desde entonces ha realizado más de 30 actuaciones en directo, la mayor parte de ellas en estilo country-rock acústico.
Entre sus logros está haber conseguido el segundo premio del Concurso de Grupos Noveles "Ciudad de Salamanca" 2010 o ser endorsement de la marca americana de cuerdas AURORA.
InBlauK acaba de grabar su primer trabajo discográfico, WILD WAY (Sep.-Nov. 2010) de country rock acústico con los músicos Pablo Charro (batería), Javi Amado (bajo) y Alejandro Carbayo (coros), grabado y producido en SamuraiStudios.
Critica del disco realizada por Paco Jiménez del programa de radio TRESACORDESROCKSHOW.
Notas cómo el aire se llena de polvo cuando el sabor añejo de la intro del disco, con sonido de estática incluido, te lleva en volandas a la trotona canción que titula el álbum y que ya deja claro lo que te vas a encontrar. No se equivoquen ustedes es Ry Cooder pero también es Bob Wayne y todo el outlaw country y si no, fíjense en esa fantasmagórica "Fenix Heart" a pachas con su particular Jhony Cash, que a modo de némesis del protagonista, planeara en muchos momentos del disco. "Killing my mind" es tan seria como fronteriza, y yo pienso en Sam Peckimpah y en "quiero la cabeza de Alfredo García". Y justo cuando "dancing in my head" evoca imágenes de la ruta 61, "I have change my life" te devuelve a la cruda realidad de los cueros repujados y las lustrosas botas de montar altas, muy altas del medio de Myflower profundo y enlaza con un "I can´t wait" que es toda una declaración, con ese caballo del principio que prepara el camino para llegar al final del disco con "White light" y su mensaje clarísimo: El hombre además de montar, también canta. Y esos interludios casi en falsete, lo demuestra. Una ajustada producción de Ed Samurai que junto con los compinches del protagonista, y siempre en un discreto segundo plano, hacen del disco escucha casi obligada para entender qué se cuece en el viejo saloon del country patrio.
Paco Jiménez de TRESACORDESROCKSHOW